Los mejores anuncios de Super Bowl

Por Redacción

Anunciantes pagan 4 millones de dólares por 30 segundos de publicidad

03/Feb 2014

Además de la música y el deporte, los otros grandes protagonistas del Superbowl entre los Broncos de Denver y los Seahawks de Seattle fueron las publicidades, teniendo en cuenta que por 30 segundos se pagan 4 millones de dólares.

La marca de ropa H&M apostó por la exestrella británica de fútbol, David Beckham, que apareció perdiendo la ropa hasta quedar semidesnudo durante la filmación de una publicidad para presentar la línea que lleva su nombre.

Scarlett Johansson también ha protagonizado uno de los comerciales, de SodaStream donde se disculpa con Coca Cola y Pepsi por haber encontrado un refresco que es muchísimo mejor.

La marca de cereal trae de vuelta a la familia interracial que protagonizó un comercial anterior. En esta ocasión el padre le dice a la hija que van a tener un nuevo miembro en la familia, un bebé. La pequeña lo piensa y sugiere que también tengan un perrito.

Los Muppets en su mayoría están para divertir, pero a menudo se cuelan en una lección o dos mientras están en eso. Con su comercial del Super Bowl, imparten una lección muy útil: bajo ninguna circunstancia te estaciones cerca de un autobús de Muppets; a menos que quieras que roben tu automóvil. (Por otro lado, si tu automóvil es robado por Muppets, al menos tendrás una canción maravillosa).

Otro de los anuncios más esperados ha sido el de Coca Cola, que como cada año se ha volcado en el deporte, la superación y cierta dosis de humor como eje de su comercial

Morpheus, uno de los protagonistas más carismáticos de Matrix ha sido el personaje elegido por la marca de coches Kia para anunciarse este año. En vez de ofrecer dos pastillas, una azul y otra roja, se ofrecen dos llaves, cada una de un color, para elegir el tipo de coche que se prefiera.

Audi presenta el curioso caso de un perro chiguagua con cabeza de Doberman para representar a sus modelos más compactos pero con toda la garra de al marca.

Volkswagen optó por convertir a sus trabajadores en ángeles, en clara alusión a que una obra de arte con tanta perfección sólo puede provenir de algo celestial.

Budweiser acertó desvelando su spot antes de la Super Bowl, ya que consiguió más de 30 millones de visualizaciones con su emotiva historia de la amistad entre un perro y un caballo. Tras su emisión en la cita deportiva, esta cifra llegará hasta cotas inimaginables.

Danone ha recurrido a los protagonistas de la serieThe full housedonde se demuestra que los amigos están ahí siempre que los necesitas. Y cuando no también.

Pepsi es patrocinador de la actuación musical del intermedio de la Super Bowl, por ese motivo su anuncio convierte a Nueva York en un gran instrumento musical.

Hyundai ha fichado para su anuncio al protagonista de The big gangtheory, Johnny Galecki, que sigue siendo un desastre ligando aunque con un buen coche la cosa puede cambiar por muy feas que se pongan las cosas.

Axe ha preferido este año alejarse de sus campañas orientadas a la sexualidad y opta por amar en tiempo de guerra. El comercial engaña desde el principio y lo que es un mundo convulso se transforma en algo mágico gracias al poder del amor.

Samsung sabe que parte de la notoriedad de su gran rival Apple lo consiguió anunciándose en el Super Bowl, por lo que este año ha decidido apostar por "al grande": el nuevo Galaxy.

No podía faltar a la cita uno de los dulces más consumidos en todo el planeta. Este año, M&M se viste de amarillo -esperemos que no dé mala suerte- para anunciarse en el intermedio y desvela lo que le pasa a uno de sus miembros, que ha sido secuestrado.

Volkswagen ha optado por convertir a sus trabajadores en ángeles, en clara alusión a que una obra de arte con tanta perfección sólo puede provenir de algo celestial.

También te puede interesar