Actividades cotidianas que no deberías hacer con tu perro

Por Helen Ponce

No son buenas para su salud.

18/Sep 2020

El perro se considera el mejor amigo del hombre y como nuestro amigo solemos consentirlo y mimarlo, pero algunas de estas acciones suelen acabar siendo nocivas para él.

No lo dejes morder piedras o palos

Las piedras con aristas producen heridas y desgarros en su garganta, estómago e intestinos. Las piedras lisas pueden provocar obstrucciones importantes, la acumulación de piedras o arena provoca grandes problemas digestivos, capaces de terminar con la vida de nuestro querido perro.

Lo mismo sucede con los palos, al masticarlos las astillas pueden provocar graves problemas en su boca, garganta e intestinos. Seguramente has visto que en algunas ocasiones defecan trozos de palos tras haber estado jugando con uno.

No le pongas collares a la garganta

El cuello de tu perro es mucho más delicado de lo que crees. Al igual que nos sucede a los humanos, por esta zona de su anatomía transitan nervios, arterias, se encuentra el esófago y la tráquea, la glándula mandibular, la tiroides, existen nódulos linfáticos y se localizan las vértebras cervicales.

También te puede interesar…

+ El filtro de Snapchat que convierte a tu perrito en un personaje de Disney

+ Cuida la salud mental de tu perrito durante la cuarentena

Se trata de una zona muy sensible que puede ser sometida a continuos tirones y presiones, como los que se ejercen sobre ella, si al peludo no se le ha enseñado a pasear y lleva un collar los efectos secundarios pueden ser bastante graves, como: dolores articulares, aumento de la presión intraocular, hernias, dolor crónico y hasta problemas comportamentales.

No le des comida de humano

Tres cosas que no deberías hacer con tu perro, no comer comida de humano(1024x768)
Mejor su concentrado.

Alimentar a tu perro con las sobras de tu mesa, o incluso suplementar su alimentación con ellas, no es buena idea. Lo aconsejable es escoger una dieta equilibrada y natural, que contenga los nutrientes fundamentales para cubrir las necesidades de tu perro, y asegurarte de que está específicamente elaborada teniendo en cuenta sus características de especie, su edad, su nivel de actividad. Esa es la mejor manera de asegurar la salud actual y futura de tu perro.

También te puede interesar